Más de 30 carreras se programarán este año y se aumentarán los premios. “Un baño de esperanza”. Así describieron los especialistas del turf a la agenda de actividades prevista para este año en el hipódromo local. La temporada comenzará mañana y las autoridades prometen cambios importantes e innovaciones, en una clara muestra que van a apostar fuerte por el turf en la provincia.

“Con este cronograma queremos darle un impulso importante a la actividad”, explicó el interventor de la Caja Popular de Ahorros, José Díaz, al anunciar las novedades. “Queremos generar beneficios para todos, en especial para los jockeys, peones y trabajadores”, agregó el funcionario.

Con el objetivo de consolidar el hipódromo y ratificar su compromiso con la actividad turfística, la Caja Popular de Ahorros decidió ampliar sus servicios con una mirada ampliamente deportiva y social.

Además de la programación del calendario hípico, la tiene previsto realizar ferias, exposiciones, festivales, bingos y congresos. De esa forma se busca lograr un importante aporte en materia social, ya que ayudará de manera directa a mas de 600 familias contenidas en el predio y zonas aledañas del hipódromo.

Una de las apuestas para esta temporada es el aumento de los premios. “Se tomó una parte de lo que correspondía a los propietarios para asignárselos a los peones y jockeys”, contó Rubén Moisello, delegado de la actividad hípica, en una de las salas de la Caja Popular donde se realizó el anuncio. También anticipó que los premios para el Batalla de Tucumán y el aniversario de la Caja Popular alcanzarán una cifra récord de dinero paralos ganadores.

Muchas familias viven de la actividad turfística y las autoridades entienden que su rol social es fundamental. “Hablamos con todos los estratos sociales que cumplen diferentes actividades en el hipódromo para llevar adelante los cambios”, reconoció Moisello. “Tenemos que apoyar al turf en todas sus facetas”, agregó Luis Monti, encargado de carrera, que definió al hipódromo como “la joya del Parque 9 de Julio”.

Según Monti, la propuesta permitirá consolidar fuentes de trabajo. “Un caballo que compite genera alrededor de siete puestos de trabajo y la mejora en los premios permitirá que se destine más dinero para la compra de caballos”.

Si hay algo que no faltará este año son carreras. El calendario de competencias promete tres carreras por mes, desde febrero a diciembre. “En otras provincias sólo hay una o dos por mes”, compara Monti. Una vez más, el plato fuerte será el clásico Batalla de Tucumán que, como ya es tradición, se correrá el 24 de setiembre.

Mañana tendrá lugar el Especial “Apertura”, que marcará el momento para que los caballos regresen a las pistas. El 10 y 24 también habrá actividad.

 

https://www.lagaceta.com.ar

By: Constanza Pulgar – De Turf Un Poco

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *